Se ha cerrado en estos días otro año más y de nuevo gran parte de él lo hemos pasado con emprendedores y emprendedoras de nuestro entorno. Amigos, compañeros y clientes (muchos las tres cosas a la vez) que nos habéis ayudado a tener un maravilloso 2014.

No es fácil lanzarse a materializar un proyector personal hoy en día, no os cuento nada nuevo si os digo que la situación económica no acompaña, pero por suerte aun queda un puñado de locos/as que se tiran a la piscina. Y no solo están los que se tiran, sino los que siguen luchando por innovar y mejorar sus proyectos día a día.

Con algunos de ellos hemos tenido la suerte de compartir proyectos, otros se han convertido en clientes y amigos y muchos más aguantaron estoícamente alguna de nuestras formaciones, en las que siempre somos nosotros los que más aprendemos no solo sobre marketing online sino sobre la vida en general.

Esta entrada pretende ser un homenaje a todos ellos, tanto a los que cito como a los que no. Inevitablemente no puedo mencionaros a todos y de algunos guardo mayor recuerdo porque vuestro proyecto avanzó más que otros.

Mi emprendedora preferida es Miren Goikoetxea, valiente, innovadora y de las que aprende lecciones inolvidables en cada patinazo, no tropieza jamás en la misma piedra. Es una prueba viva de que el emprendimiento es una actitud vital, no una situación laboral y lo refleja en cada uno de los aspectos de su empresa, Ultrafic, y de su vida personal. Además es mi mujer, así que tiene doble (o triple) mérito 🙂

Hay tres personas que han marcado mucho mi 2014, son Irene Martinez, Ana Eguiazabal y Alberto Barbero, mis compañeros en el proyecto KBidasoa. Estoy aprendiendo muchísimo con ellas y ya se empiezan a materializar los objetivos que nos planteamos al crear la red de consultores artesanos del Bidasoa. Estoy seguro de que oiréis hablar de ello a lo largo del 2015. Desde aquí solo puedo darles las gracias por compartir conmigo todo lo bueno que tienen y por su amistad. Para mi es un honor remar a su lado.

Olatz Goikoetxea, mi «hermana» y colega en el mundo de la comunicación online. Una aventurera que aun está probando de cada copa de emociones y conocimientos que se le ofrece, buscando su espacio y creciendo cada vez más como profesional. Y además colaboradora en muchos proyectos de 3yMedia, siempre con un SI por delante para lanzarse a la piscina. Gracias por estar siempre cerca aunque vivas lejos 😉 Podéis intentar seguirle mediante su blog, pero os obligará a hacer miles de kilómetros cada año.

Un taller que dará que hablar los próximos años en Irun por su personalidad original y divertida, un soplo de aire fresco en el mundo de los complementos de moda, será la aventura de Raquel y Susana con Ai lof llu Atelier. Estais muy locas, no cambiéis por favor porque nos reímos mucho y hacéis un estupendo tandem.

Ruth, una luchadora incansable que no se rinde jamás en un sector tan competitivo como los sexshop online y que consigue que Sexprésate sea un proyecto vivo que sigue creciendo día a día. Ruth siempre va hacia adelante, incansable.

Julio de Cocofresh, que siempre quiere aprender un poco más para mejorar su proyecto y acercarnos su saludable producto de la forma más optimizada posible.

Andoni y sus matrículas personalizadas, buscando la manera de llegar a más usuarios y de mejorar sus procesos día a día por encima de cualquier dificultad.

Luis, Paky, Marcos, MariMar, Maite, Isabel y Asier, espero que vuestros proyectos encuentren todo el foco posible y que se conviertan en un gran éxito tanto personal como profesionalmente.

Las Txikis del Bidasoa, Pía y Ainara, unas veteranas ya del círculo de emprendedores del Bidasoa pero que no bajan jamás la guardia y saben que el marketing online es una de sus armas fundamentales. Un ejemplo que uso en muchos de mis cursos por lo bien que lo hacen.

Laura Estevez, artista y diseñadora (¿o era al revés?), inquieta siempre buscando lo mejor para su proyecto, que este año ha dado un salto al crear su propio espacio en el que estoy seguro que sucederán cosas apasionantes. Mucha fuerza para ti.

Pili Calvo de Lenceria Olalla y Nekane Arostegi de Nekane Moda que me demuestran cada día cómo ser emprendedor aunque tu negocio tenga años de vida. Se adaptan, se arriesgan y trabajan todo lo que haga falta (no solo de cara al público, eso es «lo fácil») para llevar sus proyectos un paso más allá. Ojalá muchos comercios de Irun u Hondarribia que se quejan de la crisis conocieran su ejemplo (y el de muchos otros que trabajan tanto como ellas pero de las que yo no estoy tan cerca).

Beatriz Peña, una emprendedora de las de libro: incansable, trabajadora, aventurera, empática, comprometida y una auténtica esponja para adoptar todo los inputs que recibe a sus proyectos. Un ejemplo a seguir.

Virginia Barreto de Art Sucré, artista del dulce, y Carmen Bercianos de Agirre Okindegia, con una actitud maravillosa y muy luchadora.

Xabier Kerexeta de Kalegoi, un blogger de los pies a la cabeza del que muchos tenemos mucho que aprender.

Ana Grijalba de Irunero, la mejor periodista que he conocido y quizás también la más entregada.

Sonia García y Mikel Martinez de Baseclick, conectando al mundo de la gastronomía con la comunicación como nadie más sabe hacerlo.

Nerea de Eder Lentzeria a la que le debo mucho por sus buenos comentarios profesionales hacia mi, no solo fue una estupenda alumna sino una espontanea agente comercial en un momento determinado 🙂

Karmele Luqui de Olele, artista y creadora muy buen ejemplo del mundo del e-commerce. Lo hace genial.

Irina Tartarova con Lucía, la repostera creativa más habilidosa y original que he conocido y que terminó abriendo su tienda en Urretxu. Una periodista reconvertida con la que ya me crucé en mi «anterior vida», cuando los dos éramos otra cosa 😉

Pilar Toro Fotografía, Eva Pascual, Estitxu Ortolaiz y Fernando Vergara de Foto Gover con los que coincido en bodas y alardes y que demostráis día a día el altísimo nivel del que podemos disfrutar en el Bidasoa. Gracias por tratarnos siempre tan bien, sois unos estupendos compañeros de «batallas».

Vero e Iñaki de Reflejo Pilomotor, colegas del vídeo y amigos en el emprendimiento. Este año ha sido el de su lanzamiento y ya nos han demostrado que, como su propio nombre indica, son capaces de ponernos los pelos de punta con sus creaciones.

Ana Erasun y todos sus compañeros/as de Txingudi Ikastola por su confianza y por intentar dar un paso adelante en un entorno tan complicado como es el de la educación y las nuevas tecnologías, por ser valientes y por el trabajo que hacen con las nuevas generaciones.

Gracias a JuanCar, Vicky y Raquel de Arriberri Formación y Marta, Iosu y Leire de Do’s Formación por haber confiado una año más en mi como formador en vuestros centros y por mostraros siempre tan colaboradores para intentar que cada vez sean cursos mejores y más completos.

Grcias también a Beno, Poli, Leire y Alex de Bidasoa Activa que intentan siempre que mi trabajo sea lo más cómodo posible y que me sienta en su agencia como en mi casa. Gracias por vuestra confianza, es de verdad un placer trabajar con vosotros.

Inma y Amaia de Uggasa que confiaron en mi para trabajar con sus fantásticos grupos de emprendedores del Urola Garaia e interesarse despues por KBidasoa. Un abrazo muy fuerte por extensión a todos/as las/os compañeros/as de Sortzen.

Y para acabar, el futuro: Enara, Ion, Sara, Clara, Xabi, Ainhoa, Pedro, Imanol, Ander, Garazi, Itziar, Edu…. Todos los que tras un duro curso de Community Managers estais intentando luchar por vuestro carrera con una combinación que tiene todo para triunfar: juventud y esfuerzo. Solo he oído cosas buenas en los sitios por los que habéis pasado, habéis dejado huella y no me extraña porque sois el grupo más impresionante que ha pasado por mis aulas. Muy grandes. Y eso que no fue fácil una formación de más de 300h en menos 3 meses de trabajo.

Vosotros sois los que tenéis que protagonizar el post del 2015, ¡mucha fuerza y mucho ánimo!

 

¡Marketing marciano!
Una lista de correo sobre marketing online

 

Recibe los contenidos más atractivos para gestionar el marketing de tu empresa.

Te has suscrito correctamente ¡gracias!