En gran parte de mis cursos de formación sobre el uso de las Redes Sociales en la gestión comercial me encuentro con alumnos propietarios de pequeñas y medianas empresas que asisten con una cierta dosis de curiosidad y miedo a partes iguales.

Algunos de ellos han llegado a la conclusión que sus empresas deberían tener una presencia online de manera obligada. No saben muy bien para qué, con qué objetivo, pero piensan que si no están es como si no existieran tampoco en la calle.

Estas dudas suelen despejarse en las primeras horas de clase, con bastante alivio por su parte.
La respuesta natural es NO, no es imprescindible estar en internet para tener una joinnow internetempresa de éxito. O por lo menos tu empresa no desaparecerá a corto plazo.
De hecho hay multitud de establecimientos que en principio no lo necesitarían. Mi barrio está lleno de ellos: tiendas de ultramarinos, estancos, bazares, oficinas, talleres,…

Pero… a muchos de ellos les vendría bien y podría convertirles en una referencia en su sector.

Mejorar la relación con sus clientes, conocer la satisfacción y calidad de sus productos, dar a conocer ofertas, mejorar la percepción de su marca o facilitar su localización a personas que necesitan de sus servicios son factores clave que pueden marcar el futuro de una empresa. Quizás no hoy ni mañana pero si probablemente el año que viene.

Sin embargo no se trata solo de crear una página web, abrir un perfil de Facebook o registrar un sitio en Foursquare. Eso lo puede hacer cualquiera, no es un factor diferencial.
Lo importante, lo relevante, lo difícil es crear toda una estrategia de comunicación efectiva, una rutina de publicación de contenidos y un sistema de monitorización de resultados.
Sin todo esto nuestra actividad en internet será fútil y sobre todo nos hará perder tiempo y dinero.

Nadie nace sabiendo. La preparación necesaria para sacar adelante un proyecto de promoción online de una empresa en internet requiere de estudio y de formación. Y también de una cierta dosis de experiencia, de unos cuantos patinazos previos que nos eviten cometer errores. Es más importante saber resolverlos que no haberlos cometido nunca. Aprender de alguien que los cometió nos ahorrará malos tragos.

Si crees que tu empresa está dentro del grupo de aquellas que podrían sacar un beneficio de su presencia online o te gustaría ganarte la vida con ello, échale un vistazo a nuestra oferta formativa porque muy probablemente podamos ayudarte 😉

¡Marketing marciano!
Una lista de correo sobre marketing online

 

Recibe los contenidos más atractivos para gestionar el marketing de tu empresa.

Te has suscrito correctamente ¡gracias!